Posted on: . Updated on:

Promueven una rebaja del IVA ante crisis económica

La medida depende de un proyecto de ley que la Sala de la Cámara insta al Presidente de la República a presentar, de manera de rebajar el IVA de manera inmediata.

Dip. Juan Irarrázaval, exponiendo, al fondo

Con 110 votos a favor, 8 en contra y 16 abstenciones, la Cámara aprobó la resolución 852. El texto pide al Presidente de la República un proyecto de ley para rebajar el IVA (Índice de Valor Agregado).

Con ello, señala la iniciativa, habrá una disminución de precios inmediata, que permitirá a los más vulnerables sortear la crisis económica de mejor manera.

La resolución es de las y los republicanos Juan Irarrázaval, Cristián Araya, Chiara Barchiesi, José Carlos Meza, Benjamín Moreno, Agustín Romero y Cristóbal Urruticoechea. Junto a ellos, firman los independientes Harry Jürgensen, Mauricio Ojeda y Stephan Schubert.

La y los legisladores indican que la recaudación del IVA es fundamental para financiar el gasto público y las políticas estatales. No obstante, añaden que la economía del país se encuentra en un contexto en el que es necesario impulsar medidas que fomenten el crecimiento económico y beneficien a la ciudadanía. Pero, sin comprometer la estabilidad y el equilibrio fiscal.

Precisan que hay determinados productos donde rebajar el IVA no tendría un impacto significativo en la inflación. Esto permitiría aliviar la carga tributaria de la población y estimular el consumo.

Entre estos productos figuran:

  • Alimentos básicos como pan, arroz, legumbres, frutas, carnes, huevo y pescado.
  • Medicamentos, especialmente los de uso común y necesarios para el tratamiento de enfermedades crónicas o de alta prevalencia.
  • Artículos de higiene personal como champú, jabón o pasta de diente.
  • Bienes y servicios de primera necesidad, como agua potable, electricidad, gas, transporte público o vivienda de interés social.

 

Afirman, además, que el IVA tiene un impacto regresivo, pues afecta de manera desproporcionada a los más pobres. Esto, debido a que las personas de bajos ingresos tienden a destinar una mayor proporción de sus ingresos al consumo básico.

“Dado que el IVA se aplica a estos productos y servicios, los más pobres terminan pagando una parte más significativa de sus ingresos en concepto de ingresos indirectos”, indica la resolución.