Noticias

Ministra de Salud deberá responder esta semana a la Comisión que revisa la acusación constitucional

Publicado el 23 de noviembre del 2015

El presidente de la instancia, diputado Lautaro Carmona, señaló que el jueves podría realizarse la visita de la Ministra Carmen Castillo. Por su parte, el constitucionalista Sebastián Zárate apoyó el mérito de la acusación y estimó que se configura las causales expresadas en el libelo.

Este viernes vence el plazo para que la Ministra de Salud, Carmen Castillo, responda vía carta, a través de un tercero o en forma personal, a la Comisión que analiza los fundamentos de la acusación constitucional presentada en su contra por diputados de la UDI, RN e independientes.

El presidente de la instancia, diputado Lautaro Carmona (PC), informó que, en la sesión de esta mañana, se crearon todas las condiciones para que la Ministra responda incluso antes del plazo perentorio. "Yo pienso que esto tendrá una acogida positiva. Pienso que, según las señales que uno registra, ella asistirá en persona, sin perjuicio de ir acompañada de un abogado”, enfatizó.

Explicó que, si Carmen Castillo entrega sus descargos el jueves próximo, comenzará a contar desde el viernes los seis días que tiene la Comisión para elaborar el informe que se presentará a la Sala. "Inmediatamente comiencen a correr esos seis días, tendremos audiencias distintas, como por ejemplo, con el Colegio Médico, Fenprus, algunas asociaciones de pacientes con enfermedades crónicas. Vamos a ordenar para que la comparecencia a estas audiencias sean de ángulos distintos que están en debate. Se han dado las garantías necesarias para que así ocurra”, puntualizó.

Para el diputado Carmona, todas las medidas adoptadas por la Comisión buscan crear las garantías necesarias para la elaboración de un buen informe acerca de la procedencia de la acusación. Recalcó, en este plano, que una "acusación constitucional no es un problema de sensación térmica, de subjetividad o mala voluntad", sino que un asunto que "tiene que ser muy objetivizado, porque si no, la discreción podría tomarse una mayoría transitoria de un Congreso y hacer pedazos a un Gobierno si es que no hay rigor para interpretar correctamente la Constitución y las leyes”.

Finalmente, insistió en que se harán las diligencias correspondientes para hacerle saber a la Ministra que sería oportuno que asista el jueves, particularmente considerando que no se contemplan más audiencias con juristas. "No veo que eso vaya a ser difícil”, concluyó el diputado.

Constitucionalista

El profesor de derecho constitucional, Sebastián Zárate, estimó que la acusación constitucional tiene mérito en su presentación al configurarse las dos causales que se establecen para este efecto, es decir: infracción a la Constitución y haber dejado las leyes sin aplicación.

Planteó que el libelo acusatorio expone que se incurrió en una infracción a la Constitución cuando la Ministra no responde a los oficios enviados por la Cámara de Diputados. "Se produce una infracción a la forma en que la propia Constitución establece los controles parlamentarios", evaluó.

Dijo que también se podría determinar una infracción, aunque con un mayor nivel de análisis, por la vulneración de ciertos derechos establecidos en la Carta Fundamental, como por ejemplo, la protección de la salud.

Respecto de dejar leyes sin aplicación, señaló que se refiere principalmente a la Ley Ricarte Soto, dado que hubo un decreto que no se dictó y otros que se hicieron en forma tardía. "No se cumplió con lo que el Poder Legislativo acordó", detalló.