Noticias

A Sala proyecto que fortalece corresponsabilidad parental

Publicado el 04 de octubre del 2019

La Comisión de Mujeres y Equidad de Género despachó la iniciativa que modifica el Código del Trabajo para fortalecer la corresponsabilidad parental. Entre los puntos que aborda, destaca el aumento del permiso entregado a los padres cuando nace un hijo, de los cinco días actuales a 30.

Un avance significativo para los derechos del padre representa la aprobación, en la Comisión de Mujeres y Equidad de Género, de la iniciativa que refunde cinco mociones que modifican el Código del Trabajo, fortaleciendo la corresponsabilidad parental (boletines 10.067, 11.027, 11.888, 11.942, 11.993).

Uno de los aspectos más destacados es el aumento del permiso parental luego que nace un hijo. La presidenta de la instancia, diputada Camila Vallejo (PC), valoró progresar en una agenda de corresponsabilidad, para que ambos padres puedan otorgar el cuidado y sustento que necesitan niñas y niños.

“Se logró aprobar la ampliación del permiso parental de cinco a treinta días. Quince días hábiles de corrido, obligatorio, desde el momento de nacimiento. Y los otros quince se pueden distribuir en los 180 días posteriores al nacimiento, en acuerdo y a propuesta del trabajador. Son treinta días en total, lo cual es un avance significativo para los padres, que hoy día cada vez más quieren hacerse parte del cuidado de su hijo recién nacido y con cinco días de licencia y permiso, no es en absoluto suficiente”, destacó.

Dicho permiso parental se aplicará igualmente a padres adoptivos y, en caso de parejas homoparentales, a la madre no gestante, que haya acompañado el proceso de fertilización asistida.

Por otra parte, el proyecto equipara el fuero parental también a los padres, aspecto que no fue aprobado totalmente y que se espera perfeccionar en la discusión de Sala. La diputada Ximena Ossandón (RN) dijo que pedirán reserva de constitucionalidad al respecto.

Tenemos algunos reparos, incluso presentamos reserva de constitucionalidad sobre ciertas cosas, porque cuando tú hablas de igualar fuero entre hombres y mujeres, es difícil pensar que no va a erogar un costo para el empleador. Y, en este caso para el sistema público, porque las mujeres también tienen niños. Y tenemos, por otro lado, proyectos que están siendo apadrinados por el Ejecutivo, por ejemplo, sala cuna, que ya paso a la comisión de trabajo en el Senado”, informó.

Señaló que todos están de acuerdo en que hoy día la corresponsabilidad es un tema y que es necesario poner nuestras leyes para que esto se vaya dando. "Pero, a veces, tenemos una mirada distinta y bajo ninguna circunstancia queremos hacer cosas que vayan contra nuestra constitución”, consideró.

En tanto, la diputada Gael Yeomans (FA) destacó la importancia de igualar las condiciones laborales de hombres y mujeres “para equiparar la cancha, que permita también a las mujeres tener mejores condiciones laborales, puesto que también, en este caso, los hombres van a tener garantías mínimas para poder hacerse cargo de la paternidad y en eso, al menos, creemos que este es un paso sumamente importante".

La iniciativa también incluye para las y los trabajadores el derecho a sala cuna y permiso para poder asistir a los controles de niño sano menor de dos años, avisando al empleador con 24 horas de anticipación, horas que deberán ser compensadas.

Experiencia australiana en igualdad de género

En la misma jornada, las y los diputados presentes escucharon la exposición de Libby Lyons, directora de la Agencia Australiana de Igualdad de Género, entidad asesora y de medición del sector privado en el lugar del trabajo, experiencia pionera que existe hace seis años en el país continental y que fue valorada por las legisladoras.

“Dan cuenta del avance de las empresas privadas para con sus empleados en materia de equidad, corresponsabilidad e igualdad de género, tanto equidad salarial, como representación femenina en los distintos espacios de poder dentro de la empresa, en las distintas ramas profesionales. En materia de corresponsabilidad, de cómo generar condiciones para los trabajadores y trabajadoras que les permitan hacerse cargo también de su vida familiar, tanto para hombres como mujeres", resaltó Vallejo respecto de esta experiencia innovadora.

Ximena Ossandón, en tanto, planteó que un indicador importante es la equidad en materia de salario, pero también que se mida cómo la empresa se compromete con sus empleados para ayudarlos cuando tienen un problema en realizar su labor y para buscar mecanismos alternativos.

“Ella nos demostró que la productividad no se ha visto afectada y esas son muy buenas noticias. Y cuando uno a tenido la oportunidad de ir a Australia, uno ve que las personas empiezan a trabajar muy temprano pero también salen más temprano y ahí es donde uno los ve compartir con sus familias”, sostuvo.

Conforme a los datos aportados, en Australia, la brecha salarial de género ha disminuido y la representación de las mujeres ha aumentado. Por otra parte, los empleadores han realizado acciones en pos de la igualdad, ya que más del 70% tiene estrategias o políticas para apoyar la equidad, por ejemplo, mediante el trabajo flexible para hombres y mujeres, concepto clave para lograr una mejor vida familiar y una mejor crianza de los hijos.