Noticias

Solicitan entrega gratuita de copa menstrual en consultorios y escuelas

Publicado el 29 de octubre del 2019

La resolución pide al Presidente de la República disponer en todos los consultorios de atención primaria, recintos penitenciarios, establecimientos educacionales y albergues la entrega gratuita de copas menstruales para mujeres desde los 14 años.

Por 129 votos a favor y 7 abstenciones, la Sala respaldó la resolución 552, presentada por las diputadas Marcela Hernando (PR), Cristina Girardi (PPD), Maite Orsini (RD), Alejandra Sepúlveda (FRVS), Claudia Mix (Comunes), Andrea Parra (PPD), Ximena Ossandón (RN), Carolina Marzán (PPD), Erika Olivera (RN-IND) y Daniella Cicardini (PS).

La iniciativa señala que el uso de los "protectores femeninos" de parte de las mujeres es un hecho real y cotidiano, quienes deben elegir una de las opciones que el mercado y las empresas del rubro ofrecen para ellas. De esta forma se realiza la compra de tampones, toallas higiénicas y protectores femeninos durante todo el año y todos los meses.

Agrega que los precios de un paquete de 16 toallas higiénicas varían entre los $3.000 y $1.500, aproximadamente. Si el uso de estas corresponde a 5 toallas durante un periodo de menstruación, durante el mes se podría llegar a un total 25 toallas, lo que da como resultado alrededor de 260 toallas higiénicas al año. Bajo dicho supuesto, se puede considerar que el gasto total en un año para una mujer corresponde entre $25.000 y $30.000 pesos, dependiendo de la marca que se compre.

A lo anterior, se suma la contaminación ambiental que genera el uso de estos productos y el riego a la salud para las mujeres, por la probalidad de sufrir el síndrome del Shock Tóxico, que es causado por una toxina producida por algunos tipos de bacterias estafilococos y que se puede encontrar en algunas compresas.

Frente a esta realidad, la resolución plantea que el uso de las copas menstruales trae una serie de ventajas, como su economía a largo plazo, ya que cuestan entre $8.000 y $15.000 y duran años; su mayor autonomía y comodidad, dado que pueden ser retiradas y limpiadas cada 12 horas; y representan una opción ecológica.

Por estas razones es que se propone el acceso democrático a las mujeres, solicitado su distribución gratuita en consultorios de atención primaria, recintos penitenciarios, establecimientos educacionales y albergues.