Noticias

Comisión de Salud aprueba en general proyecto que legaliza uso de Cannabis

Publicado el 19 de noviembre del 2014

La instancia aprobó las mociones refundidas que modifican el Código Sanitario y la ley N° 20.000, sobre el Tráfico Ilícito de Estupefacientes y Sustancias Sicotrópicas, con el objeto de legalizar el autocultivo de Cannabis para el consumo privado, y despenalizar su expendio y cultivo para fines medicinales.

Los proyectos de ley (boletines 9471 y 9496) fueron aprobados por unanimidad, y ahora serán debatidos en particular para eventualmente tener aprobado este proyecto el presente año, afirmó el presidente de la Comisión de Salud, Marco Antonio Núñez (PPD).

El legislador agregó que este “es un día histórico en materia de libertades individuales” y en esa perspectiva, estar “a la altura de países como Uruguay, varios estados norteamericanos y europeos que han avanzado en la prevención del consumo abusivo y terminar con el narcotráfico en la perspectiva de reconocer que autocultivar y utilizar la Cannabis para enfrentar varias enfermedades que producen dolor y sintomatologías complejas está reconocido científicamente”.

El diputado Núñez indicó que “el objetivo central es proteger a nuestros niños del radio de acción de los narcotraficantes, y que reconozcamos que sobre los 18 años hay libertad, pero que es necesario educar para evitar el consumo excesivo”.

Núñez también destacó este avance, en orden a terminar con la categorización de la marihuana como una droga tan peligrosa como la cocaína y la heroína; terminar “con el 70% de las detenciones en nuestro país que son por porte de marihuana”, las que serán controladas ahora por los juzgados de policía local, y “abrirse al uso recreativo y medicinal” de la Cannabis.

Para el diputado UDI Javier Macaya, no debiera causar sorpresa la unanimidad que alcanzó al interior de la comisión la aprobación en general de este proyecto, porque se pondera el uso terapéutico de la marihuana y “hay concordancia en que se debe desburocratizar su uso, ya que en la medida que exista una instancia en que por prescripción médica la marihuana sea una alternativa, nosotros no podemos cerrarnos”.

Respecto del debate en particular, el diputado Macaya señaló que votarán favorablemente el uso terapéutico, pero que se debe revisar lo referido al uso recreacional para tomar las medidas necesarias para “no incentivar el consumo de marihuana en la población”.

“El proyecto tal y como viene en el uso recreacional requiere adecuaciones y tal como está yo lo voy a votar en forma negativa, porque desde la perspectiva de prevención, desde la perspectiva de evitar que nuestra población y sobre todo la gente más vulnerable, la gente más joven, accedan indiscriminadamente a la marihuana para uso recreacional, es una mala señal”.

Mirada Sanitaria

La diputada PC Karol Cariola, valoró que este tema se esté abordando desde la perspectiva sanitaria, “porque la política de drogas hasta ahora se ha llevado desde la política de seguridad, desde una política represiva y desde una política prohibicionista”.

La parlamentaria añadió que respaldan estos proyectos “no solo por el uso medicinal de la Cannabis sino también porque nosotros creemos que una de las enfermedades que tienen nuestras poblaciones es el narcotráfico”, y este se ha metido en las poblaciones porque "se les ha regalado el negocio", porque quienes quieren consumir de manera responsable, “por distintos fines, no lo pueden hacer de una manera regulada, responsable y teniendo la posibilidad del autocultivo”.

Por su parte, el diputado socialista Manuel Monsalve, sostuvo que “es muy importante la señal que se ha dado hoy a la ciudadanía” por el apoyo transversal que obtuvo la iniciativa.

“Esta votación es relevante, porque se ha venido pidiendo sacar la cannabis de la lista uno de drogas y la aprobación de la idea de legislar va a favorecer ese tránsito”.

Además, el diputado Monsalve planteó que hace mucho tiempo que “ha fracasado el carácter represivo que se ha dado a la lucha contra el consumo y tráfico de drogas” y que no se puede “proteger la salud pública de la población, si no se conoce dónde se produce, cómo se transporta, dónde se almacena y quién la consume. De manera que transparentar el consumo de Cannabis le hace bien a la salud pública en Chile”.

Autocultivo

En materia de regular el porte, la diputada independiente Karla Rubilar, explicó que algunos plantean que se debe regular la cantidad de gramos, y otros como en su caso, sostienen que lo más importante es sancionar la conducta de tráfico, de conectar la marihuana con otras drogas la que debiera ser la conducta penada.

Al respecto, informó que se solicitó un estudio a la Biblioteca del Congreso Nacional sobre legislación comparada de todos los países donde se ha despenalizado el autocultivo, para trabajar en particular un proyecto que sea lo más concordado posible, entendiendo que el consenso alcanzado en la Comisión de Salud es poco probable que se replique en la Sala.

“Nosotros creemos que el uso terapéutico en la Sala se va a aprobar en forma mayoritaria. La duda es si se pueden tener los votos para sacar adelante el uso recreacional”.

Finalmente, el diputado Jorge Rathgeb (RN) reiteró que no hay una aprobación “a fardo cerrado”, sino que se presentarán las indicaciones necesarias, porque “nosotros estamos a favor de tratar el tema, estudiarlo desde un punto de vista medicinal, pero no estamos de acuerdo con el autocultivo para fines recreativos”.

El legislador planteó que “lamentablemente se ha indicado acá, que se ha analizado la situación solo desde el punto de vista punitivo, de la cantidad de personas que son detenidas y son procesadas y todo lo que significa el costo para el Estado. Pero yo creo que el costo que debe asumir el Estado es la prevención antes que la represión y presentaremos las indicaciones del caso, para mejorar estos proyectos de ley y la Cannabis se abra exclusivamente para usos medicinales y terapéuticos”.