Noticias

Proyecto de integración social y urbana comenzará su votación particular en Vivienda

Publicado el 13 de mayo del 2019

En la Comisión, el ministro Cristián Monckeberg aclaró aspectos de las indicaciones presentadas al mensaje que persigue la integración social y la equidad territorial y que otorga nuevas facultades a la cartera en materia de planificación de las ciudades. La votación está fijada para la próxima sesión.

Antes de comenzar la votación, artículo por artículo, del mensaje que modifica diversos cuerpos legales en materia de integración social y urbana (boletín 12.288), el ministro de Vivienda, Cristián Monckeberg, aclaró en la comisión técnica, algunos puntos de las indicaciones presentadas por el Gobierno.

El ministro señaló que buscan la integración urbana y la equidad territorial, de la mano de una política pública, en zonas donde no hay densificación, ello con la idea de terminar con la segregación que existe en las ciudades.

En ese sentido, explicó que la propuesta legal incluye normas que buscan promover zonas de integración urbana, donde puedan acceder familias con subsidios.

“Son los planos reguladores los que tienen que hacerse cargo de este tema y, hoy día, muchos de ellos no se están haciendo cargo. Por ley lo vamos a dejar establecido así. Por lo tanto, quién planifique la ciudad, su comuna, a través de un plano regulador, tiene que tener dentro de sus componentes, el que haya integración a 10, 15 o 20 años de planificación. Entonces, la comuna, el alcalde y los concejales tienen que hacerse cargo de esto. Eso se establece ya en la normativa”, informó.

El secretario de Estado afirmó que se puede empezar desde ya a densificar ciertas zonas para que haya integración. "Si el plano regulador no lo contempla, estamos partiendo nosotros como Ministerio, haciéndolo en determinadas comunas. Y eso lo vamos a hacer en consulta con el alcalde y con los concejales, para poder tener su opinión y buscar los lugares”, agregó.

Por último, entre otros puntos, resaltó que la política de vivienda se implementa desde el Estado y que los diversos proyectos podrán ser desarrollados por empresas privadas inmobiliarias, corporaciones sin fines de lucro o corporaciones o municipios que quieran avanzar en la integración social y urbana.

Apoyos y aprensiones

La idea de la normativa es lograr una densificación equilibrada, que permita calidad de vida para los habitantes históricos y los que llegarán a sectores urbanos potenciados, punto que dijo valorar el diputado Sergio Bobadilla (UDI).

“Es un proyecto que apunta en la dirección correcta, de generar las condiciones para que en nuestro país, de verdad, tengamos integración; en donde todos los habitantes puedan hacer uso de los espacios públicos con buena infraestructura, con medios de transporte muy próximos. Creo que vamos a tener una votación favorable”, evaluó.

Por su parte, el diputado Fidel Espinoza (PS) expresó que existen temores respecto a la construcción de proyectos inmobiliarios. “Todavía la ciudadanía tiene temor de que este proyecto, cuando existan terrenos de carácter públicos, estos sean entregados a inmobiliarias en desmedro de la gente y se transforme en un lucro. Son temas que preocupan”, destacó.

Pero reconoció que también se observan cosas positivas, como las que explicaba el ministro de lo que ha ocurrido en algunas zonas del país, que van a permitir densificar zonas que hoy no tienen prácticamente casas habitaciones o departamentos.

"Él daba el ejemplo de Cautín, de Puerto Montt, donde va a haber un parque urbano importante; y en Osorno, el Parque Hott, que es una zona que va a tener la posibilidad de integrar densificación urbana”, informó.