Noticias

Sexualidad juvenil focalizó último encuentro del Departamento de Evaluación de la Ley

Publicado el 26 de julio del 2018

El grupo profesional sostuvo una reunión con especialistas y docentes del área sexual adolescente y juvenil con el objeto de ampliar su estudio sobre la Ley de Información, Orientación y Prestaciones en materia de Regulación de la Fertilidad. El tema continuará siendo debatido en una próxima cita, el 3 de agosto.

La sexualidad adolescente y juvenil, particularmente a la luz de las preocupantes cifras conocidas por la opinión pública en torno al aumento de contagiados con VIH-SIDA, fue el foco del último encuentro programado por el Departamento de Evaluación de la Ley de la Cámara de Diputados, hoy centrado en el estudio de la Ley 20.418, sobre Información, Orientación y Prestaciones en materia de Regulación de la Fertilidad.

En el encuentro -que forma parte de la metodología de evaluación habitualmente utilizada por dicho Departamento- participaron representantes del Curso de Educación Sexual On Line y Autoaprendizaje (CESOLAA) y el Programa Aprendizaje, Sexualidad y Afectividad (PASA), ambos de la Universidad de Chile.

Además, estuvieron presentes representantes del Programa Teen Star, la Universidad Católica; de la Asociación para la Protección de la Familia (Aprofa); del Programa de Educación en Valores, Afectividad y Sexualidad, de la Universidad de San Sebastián; del Instituto Superior de Ciencias de la Familia, del Instituto de Teología de la Universidad Católica de la Santísima Concepción; del Centro de Educación Sexual Integral (CESI); y del Centro de Medicina Reproductiva y Desarrollo Integral del Adolescente (Cemera).

El debate se inició en torno a la cuestión de cuándo debe idealmente comenzar la Educación Sexual entre los niños y jóvenes. La respuesta a esta pregunta no resulta del todo evidente pues, como destacó Miguel del Río, de Teen Star-UC, “la Educación Sexual debe darse en la escuela ¿pero cuándo? Si el currículum contempla ¡45 minutos por mes…!”.

Una perspectiva diferente fue adoptada por la Dra. Irma Palma, de PASA-UCH, al señalar que “la decisión acerca de cuándo debe comenzar y hasta dónde se debe extender la Educación Sexual depende de desde dónde se plantea la pregunta. Y la respuesta a esa pregunta es necesariamente política”. Así, por ejemplo, destacó, hoy incorporamos el desafío de la Educación No Sexista, como una dimensión más de la propia Educación Sexual.

Un énfasis similar tuvo Diego Paz, de Aprofa, al aportar que “se requieren contenidos curriculares mínimos en Educación Sexual. Y ellos deben partir de un enfoque de Derechos y de Género”.

Por su parte, Electra González, de Cemera, enfatizó que “necesitamos conocer y evaluar experiencias concretas de profesores y cursos en materia de Afectividad y Sexualidad, sin perder de vista que, muchas veces, el profesor es el adulto más cercano para niños y jóvenes. Asimismo, tenemos que evaluar la reacción de padres y apoderados ante este tipo de iniciativas. Muchas veces la resistencia en los colegios no es tan fuerte, y lo que ocurre más bien es que los adultos se marginan, no participan”.

Información y Políticas Públicas en Educación Sexual

Miguel Del Río señaló que era importante no perder de vista que los jóvenes no se informan sobre Afectividad y Sexualidad prioritariamente, ni con otros jóvenes ni con sus profesores: “La encuesta del Injuv muestra que el 77,4% de los jóvenes y adolescentes nunca han participado en actividades de formación en Afectividad y Sexualidad. Los jóvenes se informan por Google”.

Ricardo Capponi puso el centro en la obligación de la sociedad de respetar las distintas concepciones que diferentes comunidades escolares tienen frente a la Educación Sexual, incluyendo las visiones religiosas.

Para Diego Paz, es importante respetar las diferentes visiones sobre la Educación Sexual que se desarrollan al interior de las comunidades educativas, pero con un Estado que mantenga la obligación de definir políticas para todo el país. Estimó necesario aprender de experiencia internacional al respecto.

El programa de trabajo del Departamento de Evaluación en torno a la Ley 20.418 continuará el próximo 3 de agosto con un nuevo encuentro destinado a recoger experiencias y visiones de la ciudadanía, esta vez serán convocados los docentes encargados de convivencia escolar de colegios y liceos de la ciudad de Antofagasta.