Noticias

Cámara pide extender programa piloto "Texto Escolar Digital" a todo Chile

Publicado el 13 de septiembre del 2019

La resolución plantea que extender el plan piloto a todo Chile permitiría poner fin al negocio de los textos escolares y liberar de dicha carga a las familias chilenas.

Solicitar al Gobierno que adopte las medidas necesarias para extender la aplicación del programa piloto "Texto Escolar Digital" a todas las regiones y colegios del país, constituyéndose como una política pública nacional de educación, es el tenor de la resolución 551, que la Sala de la Cámara de Diputados respaldó por 142 votos a favor.

Este proyecto piloto comenzó el año 2018 en 50 colegios de la región Metropolitana, con alumnos de séptimo básico, reemplazándoles a veinticinco alumnos del curso los textos escolares de ciencias y matemáticas por textos escolares digitales.

El proyecto del Mineduc se ha realizado con la directa colaboración y asesoría de Discovery Education (líder mundial en contenido digital para la educación primaria y secundaria), que proporciona el soporte techbook, que permite adaptar las clases tradicionales a planes interactivos y de fácil uso que integran diversos recursos multimedia. Además, se encarga de capacitar a profesores y directores de los establecimientos educacionales que participan del plan piloto.

Los beneficios que reporta el uso de la tecnología son patentes, según se enfatiza en el texto. No solo las clases se vuelven más interactivas y dinámicas, sino que también permite contribuir a la alfabetización digital de los estudiantes y generar conciencia sobre los riesgos y peligros a los que se ven expuestos ante un uso no adecuado de dichos recursos.

La iniciativa de los diputados UDI Enrique Van Rysselberghe, Osvaldo Urrutia, Cristhian Moreira, Gastón Von Mühlenbrock, Rolando Rentería, Ramón Barros, Virginia Troncoso, Celso Morales, Joaquín Lavín y Javier Macaya, concluye afirmando que extender el plan piloto a todo Chile permitiría poner fin al negocio de los textos escolares y liberar de dicha carga a las familias chilenas, considerando que el valor comercial promedio que alcanzan dichos textos bordea los treinta y siete mil pesos.